En La Guajira se podría generar la energía que consume toda Colombia, según afirmó este año en Riohacha el ministro del Medio Ambiente Luis Gilberto Murillo, quien fue uno de los invitados del Primer Encuentro Internacional de Energías Alternativas que se llevó a cabo en esta capital.

«Esto pasaría si nos lo propusiéramos y se superan las barreras que existen», enfatizó el funcionario, quien especificó que este departamento dobla la oferta en energías alternativas a la que tiene el resto de Suramérica e incluso de otros países del mundo.

En consistencia con lo anterior y según un informe del Centro de Pensamiento Guajira360, el Atlas de Energía Eólica de Colombia, resalta que La intensidad de los vientos en la Alta Guajira convierte a la subregión en óptima para la generación energética.

Sus vientos alcanzan rangos entre los 5 m/s y 11 m/s durante todo el año, donde el mínimo permitido para estos fines es de 5 m/s.11 En complemento, el territorio cuenta con una experiencia probada y exitosa en este sector. Desde el año 2004 en el municipio de Uribia se encuentra en operación el Parque Eólico Jepírachi con una capacidad de 19 MW (megavatios), propiedad de Empresas Públicas de Medellín (EPM). Para el 2020 se tiene previsto la entrada de nuevos actores en el proceso de generación de energía eólica a mayor escala.
  
Una de esas barreras de las que habla el minambiente abarca el tema de regulación, en el cual, según funcionario se está trabajando ya que hay siete proyectos específicos que se han presentado a la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales Anla para generar energía eólica y solar en La Guajira.

«Las iniciativas son de empresas muy importantes, incluso con capital externo, que suman entre 1.800 y 2.000 megavatios que serían generados desde esta región del país», explicó Murillo.

Otro de los inconvenientes es el que tiene que ver con la infraestructura porque se tendrían que instalar líneas de interconexión para que la energía salga y se distribuya.

Las financieras, según el funcionario, son fácilmente de superar «porque la tecnología ha ido avanzando y estas energías ya no son tas costosas de generar».

Para  el ministro, el tema de equidad también es importante, «para evitar malos ejemplos de proyectos en los que se genera energía y las comunidades no la tienen».

Dice que es una enorme oportunidad para La Guajira que le puede dar ejemplo al país, pero que se tiene que pensar en un esquema donde las comunidades, los municipios y el departamento puedan participar de manera justa.

Guajira360 asegura que de acuerdo al plan de expansión de generación de energía eólica diseñado por la UPME, se estima que en los próximos 5 años La Guajira aporte el 13% de la energía en la matriz de generación nacional, con una producción posible de 3.131 MW.

“Por sus perspectivas hacia el futuro en esta industria, es la joya de la corona. Con la aprobación y aplicación de la Ley 1715 de 2014, que regula la integración de las energías renovables no convencionales al Sistema Energético Nacional, se vienen creando incentivos para los inversionistas, que han incrementado las expectativas en el departamento en este sector”, indica el director del Centro de Pensamiento, Cesar Arismendi.

Agrega que de acuerdo a la UPME, en La Guajira se llevarán a cabo 9 proyectos nuevos con capacidad para generar 1.160 MW, (Ver tabla 2). ISAGEN es la empresa con el proyecto de mayor generación, el cual se localizaría en el municipio de Maicao con el Parque Eólico Guajira II el cual generará 376 megavatios , es decir, el 32.4% de los proyectos autorizados.

Para el Centro de Pensamiento otra de las barreras que se deben superar es  la inestabilidad política que ha vivido el departamento sumada a la falta de planes de gobiernos locales con énfasis en el sector. Ello genera un factor de riesgo en los procesos adelantados con los ejecutores de los proyectos eólicos.

En La Guajira benefician las comunidades con energía solar. El departamento de La Guajira ya da ejemplo en el uso de energías alternativas, sobre todo la solar, según afirmó el director de Corpoguajira, Luis Medina Toro.

Una muestra de esto es el proyecto que se ejecutó por parte de esta entidad en ocho comunidades wayuu de Riohacha, en las que se instaló un sistema para el suministro de agua potable a través de la perforación de pozos y la instalación de una bomba sumergible que funciona con energía solar, además de tanques elevados con redes para distribución a las rancherías.

«Esto conmueve, porque el agua es algo que anhelan estas comunidades y es muy satisfactorio llegar con estos proyectos para suministrárselas», manifestó el funcionario.

El costo del proyecto aprobado por la Ocad fue de $2.100 millones provenientes de regalías y fue llevado a cabo en conjunto con la administración distrital de Riohacha.